Autos conectados: cómo serán asegurados en el futuro

El avance de los autos inteligentes o autos conectados ya es un hecho. Si bien aún falta bastante tiempo para la llegada de los vehículos autónomos, es decir, de los autos sin conductor, los modelos conectados a Internet ofrecen todo tipo de información vital para la prevención de siniestros viales. Ante este panorama general, las aseguradoras se encuentran ante la necesidad de pensar en el futuro de su mercado.

¿Tecnología a todo riesgo?

Según una investigación realizada por la consultora Gartner, para el 2020 se esperan más de 20 mil millones de autos conectados gracias a los nuevos sistemas de tecnología informática. Estos modelos podrán activar una alarma automática ante accidentes, activar frenos en situaciones de emergencia, realizar diagnósticos preventivos acerca de las fallas mecánicas del vehículo, entre otras prestaciones.  

Y eso no es todo, para el 2050 se espera que desembarquen en todo el mundo los famosos autos autónomos, es decir, los que cuentan con tecnología autónoma. Se trata de los autos sin necesidad de conducción humana. Los más populares son los autos de Google. Sin embargo, algunas firmas como Audi, Nissan, Mercedes o Volvo ya disponen de algunos ejemplares con tecnología de este tipo.

Ahora bien, ¿cómo proyectan las aseguradoras el futuro de su mercado ante una inminente baja de la tasa de accidentes viales? Sucede que el supuesto objetivo de estos avances en la tecnología automovilística tienen que ver con la obsesión por evitar accidentes de tránsito. Por lo tanto, a mayor tecnología en seguridad automovilística, menor necesidad de contar con un seguro. Por el momento, las aseguradoras están aprovechando la tecnología de Internet para diseñar coberturas acordes a sus clientes.

Autos conectados: valiosa información para las aseguradoras

Las empresas de seguros de autos se ven beneficiadas de toda la información que les brinda un auto conectado. Por ejemplo, a través de estos datos, las compañías pueden conocer mejor el comportamiento de sus conductores asegurados y ajustar la prima de riesgo acorde a esta información.

Se trata de recolectar datos para la personalización de las coberturas. Por lo general, se precisa de un software que pueda medir la velocidad del conductor, la cantidad de aceleraciones o frenadas bruscas que registra en determinado período de tiempo, entre otros datos relevantes para poder llegar a un perfil de conductor.

Estas nuevas modalidades traen beneficios también para el cliente ya que reducen costos en caso de tener un comportamiento respetable a la hora de hacerse cargo del volante. Si necesitás mayor información acerca de los seguros de autos disponibles en el mercado actual, ingresá ahora en CompreSeguros, la plataforma más completa en seguros online.

Ingrese su respuesta