7 tips para evitar el estrés al manejar

No te vamos a mentir. No hay recetas mágicas para evitar el estrés al manejar. Mucho menos te vamos a aconsejar que tomes algún psicofármaco antes de salir. La única fórmula posible es no perder el control. Aunque haya un tráfico de locos, no te den el paso, un peatón cruce con el semáforo en rojo, entre otras situaciones recurrentes en la vía pública, tenés que mantener siempre la calma. Es difícil, pero con estos 7 tips seguramente podrás llevar un viaje más tranquilo.

Clima, tiempo y planificación: las claves para disminuir tu estrés al manejar

1. Asegurate de equilibrar la temperatura en el interior de tu auto. El calor o frío extremos pueden hacer que tu humor no sea el mejor. Viajar incómodo te pone más irritable. No te olvides de revisar siempre que tu equipo de aire acondicionado y tu sistema de calefacción funcionan correctamente.

2. No salgas a manejar con el tiempo justo. Si tenés la obligación de estar en cierto punto de la ciudad en determinado horario, resulta bastante problemático que salgas con el tiempo justo (o tarde). Esto te predispone realmente mal y aumenta considerablemente las probabilidades de que sufras algún accidente.

3. Planificá antes de salir diferentes caminos para llegar al lugar de destino. Si vas a un sitio al que nunca has ido antes, es necesario que revises previamente por dónde te conviene ir. Te aconsejamos también informarte a través de Internet o por los medios tradicionales, en qué calles hay congestión vehicular por accidentes o por obras en construcción. No hay nada peor para el estrés al manejar que sorprenderse con una larga fila de autos que avanza a paso de hombre.

Control de la velocidad y otras cuestiones de seguridad vial que inciden en el estrés

4. Nunca olvides que no estás en plena competencia automovilística. Si hace muchos años que conducís, puede que pienses que tenés un control absoluto de tu auto. Tanto así, que podés salir a las calles a alta velocidad compitiendo una carrera con el resto de los conductores. Nada más alejado de la realidad. Un descontrol en materia de velocidad solo te genera más nervios y te pone en peligro.

5. No prestes atención a los errores de conducción de los otros por más que te hayan perjudicado en algún momento del viaje. Lo mejor para evitar el estrés al manejar es concentrarse en lo que vos estás haciendo. Esto no quiere decir que no mires al resto (sería un acto irresponsable). Significa que no estés controlando los errores de los otros.

6. En relación con esto y, a  manera de tip extra, es muy importante que respetes una de las máximas en seguridad vial: evitá hablar por teléfono o enviar mensajes. Está probado estadísticamente que existe un gran porcentaje de accidentes de tráfico provocados por este tipo de irresponsabilidades. Mirá esta impresionante campaña If you´re texting, you´re not driving.

7. Por último, tené siempre a mano y actualizado el seguro de tu auto. Es fundamental para sentirse tranquilo, saber que uno está bien asegurado. Necesitás entonces una buena compañía de seguros de autos. Desde el sitio CompreSeguros.com podés obtener información en línea, asesorarte y hasta conseguir tu póliza en cuestión de minutos.

Ingrese su respuesta