Buena noticia: baja la mortalidad vial

Según un informe reciente del Observatorio del Instituto de Seguridad Vial (ISEV), el mes de abril de 2017 registró un descenso del 4,5% en la tasa de mortalidad vial respecto de abril de 2016. Es una buena noticia que sin embargo conviene cotejar con otros números de la estadística para tener un panorama más amplio de la situación.

En otros indicadores, lamentablemente, se presentaron aumentos, como por ejemplo en el índice de siniestralidad vial grave (aumento del 22,5% respecto de abril 2016), o el 17,7% mayor de morbilidad (índice de lesionados graves producto de siniestros viales). Es decir: todavía tenemos mucho que hacer para mejorar la seguridad vial.

 ¿Cómo hacer para bajar la mortalidad vial?

  1.  El primer aspecto a cuidar para preservar la seguridad vial es el conductor: cuidarte a vos mismo. Para ello es bueno que consideres estos tips para evitar el estrés al manejar o para no dormirte al volante.
  2. A las necesidades de prudencia de siempre, cada estación agrega sus riesgos particulares. El invierno es época de temporales o heladas, y en algunos sitios incluso esta estación significa la llegada de la nieve, un elemento de sumo cuidado a la hora de manejar. Si en donde vivís se dan estos fenómenos es bueno que pienses en instalar unos neumáticos especiales para el invierno y la nieve.
  3. Cambiar la manera de manejar es clave. Aunque suene obvio, es menos sencillo de lo que parece, porque una vez que ciertos movimientos se naturalizan, al cuerpo le cuesta hacerse hábitos nuevos. Pero las reglas de tránsito están para cuidarte. Si no querés correr riesgos de mortalidad vial, al manejar, permanecé en el carril que te corresponde, no excedas la velocidad, mantené ambas manos en el volante, cuidá una distancia prudente con los demás vehículos, utilizá las señales de luces y otras indicaciones para advertir tus próximos movimientos.
  4. La situación tecnológica actual ha agregado a los problemas tradicionales un nuevo actor fundamental que colabora con los riesgos de mortalidad vial: el celular. Hablar al manejar, según estudios, multiplica por cuatro el riesgo de sufrir accidentes: no es posible hacer dos cosas al mismo tiempo. Del mismo modo, los peatones deben estar atentos al entorno y no distraerse de lo que pasa por estar viendo el teléfono.

Mejores o peores estadísticas no deberían ser una variable por la cual descuidar tu protección en materia de seguro de autos, seguro de motos o seguro de bicis. La posibilidad de sufrir un accidente siempre está y en ese caso será el seguro quien mejor te asistirá para hacer que las consecuencias del accidente no sean de alta gravedad. Entrá ahora a CompreSeguros y contratá el seguro que mejor se adapte a tus necesidades.

Ingrese su respuesta